De cuatro a una institución Educativa

La emblemática sede de la Institución Educativa Antonio Nariño, la construyó la

corporación Aeropuerto del café como compensación y dando cumplimiento a la

licencia ambiental por la demolición y uso de tres terrenos donde antes quedaban

instituciones educativas, que contaban con ubicaciones estratégicas, con el fin de

que todos los niños del municipio, incluyendo a los de veredas lejanas, pudieran

asistir a la escuela.

El municipio de Palestina Caldas contaba con cuatro instituciones educativas

distribuidas así: escuela Ventiaderos ubicada al noroccidente, albergaba

estudiantes de las veredas Ventiaderos, la Manuela y La inquisición, la Institución

educativa Policarpa Salavarrieta y el Jardín Social ubicados al norte, cubriendo los

barrios san José, la sirena, el recreo, sector bomberos, sector la cancha, sector el

cementerio, pablo Valdez, Uribe uribe entre otros y la Antonio Nariño localizada al

sur recibía estudiantes del sector matadero, el barrio el prado,el Carmen, Bello

horizonte, centro, fundadores, popular, villa asís, Oscar Danilo etc.

El trazo del macro proyecto aeropuerto del café requería de los predios donde se

encontraban tres de las cuatro instituciones educativas, terrenos que el proyecto

debía compensar al municipio con predios de igual o mejores condiciones, según

la licencia ambiental.

En el año 2010 se inauguró la nueva institución educativa sagrada familia sede

Antonio Nariño, sitio que fue dado como compensación por las derrumbadas

escuelas (Policarpa, Jardín social y Ventiaderos ); la nueva sede fue construida en

el terreno donde antes se ubicaba la escuela Antonio Nariño, localizada al sur del

municipio. Dicha construcción consta de tres niveles. El director Técnico del

Aeropuerto, ingeniero William Pérez Giraldo dice: “es muy complejo por

disponibilidad de áreas de terreno compensar cada sede, el Doctor Francisco

Cruz Prada llegó a un acuerdo con el alcalde Municipal de compensarlas en una

sola infraestructura”.

La nueva estructura no cuenta con los espacios deportivos respectivos para los

niños de la escuela. Según Gladys Marín López, Coordinadora académica dice

que, la Policarpa contaba con parque infantil, piscina, zonas verdes y canchas

múltiples y ahora los niños no tienen esos espacios para jugar.

La escuela Policarpa en el año 2009, estaba albergando a los estudiantes de las

otras instituciones mientras se llevaba a cabo la construcción de la nueva sede,

pero se vieron obligados a ocupar las nuevas instalaciones, sin que se hubiera

hecho la terminación o cumplimiento total de la licencia ambiental que establece

que, el Proyecto Aeropuerto del café debe compensar los terrenos utilizados,

otorgando nuevos predios en igual o mejores condiciones. Marín López dice:

“nosotros nos pasamos porque hicieron una acción social, que si nosotros no

desocupábamos esos terrenos el once de febrero, el municipio se vería obligado a

pagar una multa, Entonces hicimos el traslado pero antes se firmó un compromiso

donde ellos decían que nos cumplían con la construcción de los espacios

deportivos en el predio aledaño a la institución.

Ya han pasado cinco años desde que empezaron a utilizar la nueva sede y aún no

existen los espacios deportivos “el compromiso que hizo Cruz Prada es que

nosotros (Aerocafé) comprábamos el predio y el municipio construía el escenario

deportivo, pero el predio comprado se quedó”

La corporación le pasó a Inficaldas el proyecto de necesidad de compra del predio

conocido popularmente como “la pajarera”, Inficaldas lo compró y la corporación

se encargó de la demolición y limpieza del predio para hacerle entrega al

municipio y así cumplir con el pacto y con la licencia ambiental. Actualmente en

dicho terreno se está llevando a cabo la construcción de un Centro de Desarrollo

Infantil (C.D.I).

La Alcaldía de Palestina en el año 2013 le hizo una solicitud por escrito a

Inficaldas, donde pedía en comodato el terreno que se había comprado como

compensación de los espacios deportivos, la contestación de Inficaldas fue

positiva cediéndolo por cincuenta años, para que se implemente allí el proyecto

de cero a siempre del ICBF. Al mismo tiempo Carlos Alberto Piedrahita, Alcalde

Municipal hizo un llamado a la coordinadora de la sede educativa donde le

propuso darle cincuenta millones de pesos, para materiales de construcción y que

ella se encargara de organizar el terreno “él me mostró una maqueta de la sede

deportiva que según él ahora se iba a ubicar en la parte de atrás de la institución,

me dijo que yo con ayuda de los padres de familia empezáramos a hacer un

banqueo de aquí para abajo, para ir haciendo terrazas e ir organizando el terreno

para los escenarios deportivos. Pero yo no me puedo poner a hacer algo que es

deber del municipio y la corporación.”

Después de que se dio inicio a la construcción del CDI el Alcalde municipal le

manifestó a la corporación que utilizaran los terrenos de la parte de atrás de la

institución como botadero de la tierra que se sacaba del proyecto, según el

director técnico de Aerocafé, ingeniero William Pérez, ellos fueron a ver y estudiar

si era posible hacerlo, pero el terreno no es apto para ello, pues se corre el riesgo

de erosionar las tierras donde está construida la institución educativa y donde se

está construyendo el centro de desarrollo infantil. Falencias en los terrenos de

compensación en Palestina.

Las palomas en Manizales, como elemento cultural o problemática social. Crónica.

por: Diana Marcela Castañeda Q.

Es una mañana soleada del 2 de mayo, como de contumbre las palomas

rodean la Catedral de Manizales, las familias se reunen a un costado del

templo donde los padres conversan mientras los niños alimentan las aves, el

embolador de la esquina es el encargado de la distribucion del maíz, y aunque

en el año 2014 se determino una ley donde se prohibia la venta de maiz, es

una práctica que ilegalmente se sigue generando en esta zona de la ciudad.

Segui caminado, mientras analizaba la actividad de los manizalitas un domingo

en la mañana en el centro, el paso por la calle veintitres era peatonal, en la

esquina de la calle 23 con carrera 23 estaba un joven de apenas 34 años con

un cigarrillo en la mano, hablando de la historia de manizales, entre la

conversacion hubo algo que llamo mi atención, estaba contando la historia de

la llegada de las palomas a la ciudad. Las palomas llegaron a colombia hace

aproximadamente dos siglos durante el descubrimiento de america, en el cual

los Españoles incorporaron al pais especies de animales que no eran propias

de la fauna Colombiana, años después por medio de la colonizacion

Antioqueña llegaron a manizales y se multiplicaron rapidamente.

Esta ave fue aceptada facilmente en las costumbres manizalitas, a tal punto

que en la actulidad hacen parte de un paisaje de parques, monumentos y

calles, especialmente en el centro de la capital caldense.

En medio de la conversacion, fueron llegando más personas que se

involucraron en el tema, algunos en contra de la presencia de esta ave en la

ciudad, y muchos a favor de ella; uno de los presentes fue el señor Jose Chica,

quien de una forma fuerte alzo la voz para defender este ave, decia que esta es

una ave indefensa que no proporciona ningun daño a la sociedad y que

encambio ayudan a darle vida a los parques, y que ademas de los rumores de

enfermedades no se han confirmado.

En ese momento el médico Luis Alberto Betancouth, tomo la palabra para

explicar que esta ave debido a su estilo de vida si era una gran portadora de

enfermedades especialmente el contacto con la materia fecal y dentro de ellas

se encuentran, enfermedades respiratorias como la tuberculosis, problemas

La discusión continuo durante unas horas y esto me perminio crear una gran

inquietud, de que esta pasando en la ciudad, con respecto a esta problemática,

al dia siguiete visite a Andrea Merchan, una Arquitecta conocida quien me

confirmo que no solo el contacto de las polomas con las personas traen riesgos

a la salud, sino que tambien afectan directamente las estructuras donde avitan,

convirtiendose la materia fecal en un acido muy fuerte que es capaz de

deteriorar hierro y concreto. En estos momentos en Manizales existen muchas

edificaciones tanto publicas como privadas, debido a la presencia de las

palomas entre ellas el señor Carlos Alberto Herrera me relato el problema que

presentan las casas en el barrio San Juaquin, uno de los sectores afectados,

nos retaba que hace algunos dias se cayeron unas tejas de una casa

afortunadamente no afecto a ninguana persona que transitaba por este lugar, la

comunidad inquieta empoza averiguar los motivos y encontraron que en el

techo de varias casas habian varios nidos de palomas que por el peso estaba

afectando la estabilidad del techo.

Otro caso similiar ocurre en el Colegio Leon de Greiff donde constantemente

los estudiantes y docentes se quejan de la presencia de las palomas, las

cuales han generado grandes daños en la estructura y diariamente encuentran

materia fecal de esta ave por todas partes, en aulas de clases, salas de

profesores, patios y demas lugares de la institución, la Coordinadora Ludibia

Diaz Garcia, nos explicaba que constantemente, hacen reclamos en las

entidades encargadas sin encontrar respuesta alguna.

Se presume que las entidades encargadas de controlar la proliferacion de esta

ave son Secretaria de Medio ambiente y Corpocaldas, visitamos Secretaria de

Medio Ambiente donde Juan Carlos Barrera nos explicó que esta entiedad

estaba encargada unicamente de los animales domesticos como perros, gatos

y caballos, que para fauna silvestre los encargados eran Corpocaldas, ya que

las aves estaban catalogadas dentro de la fauna silvestre; posteriormente

durante la visista a Corpocaldas, no pudimos encontrar una persona encargada

de las palomas, de la misma manera varios funcionarios nos explicaron que las

aves hacen parte de la fauna silvestre a diferencia de las palomas que se

encuentran en parques y edificaciones, estas si hacen parte de la fauna

domestica la cual le corresponde a la Secretaria de Medio Ambiente.

En primer lugar, es importante indicar que las personas en manizales no tienen

conocimiento de las multiples enfermedades de las cuales pueden ser

portadoras las palomas, debido especialmente a su estilo de vida, el cual de

afecta directamente sus genes provocando virus y bacterias en ellas. Y en

segunda instancia es triste que ninguana entidad encargada se comprometa

con el control de esta ave en la zona urbana, ya que esta comprobado que si

afecta directamente tanto la salud como la infraestructura de la ciudad.

Pasan los años y te sigo esperando

Pasan los años y te sigo esperando

 

Laura Usma Cardona

 

“Comuna san José Manizales” cerca de 24.700 resultados encontrados al ingresar estos caracteres en el buscador de google. 5.600 familias y alrededor de 28.500 habitantes. Más de trecientos mil millones de pesos girados desde el gobierno nacional, demoliciones, construcciones, discusiones, aciertos y equivocaciones, sí, todo eso, y más se encuentra en la vida real y en los estudios encontrados por “googolito”, pero que pasa en la “base de la sociedad” mientras  las autoridades municipales y los contradictores del proyecto siguen debatiendo. Quién pierde en este tire y afloje sobre un proyecto que lleva más de seis años en su etapa inicial, por supuesto que es la familia, los niños, las madres, los abuelos y los primos. Todos de manera diferente, pero todos al fin.

 

“La Familia es un proceso de construcción de relaciones entre seres humanos que están diferenciados por género y generación, relaciones que están mediadas por el tema del parentesco, de manera que este define roles, perfiles y  derechos” Así define este término  la profesional en Desarrollo familiar y Doctora en Familia Sandra Milena Franco Patiño.

 

Desde 2009 inicio el Proyecto de renovación urbana “Macro proyecto San José”. Así se le llamó a este “elefante blanco” iniciado desbordadamente por el ex alcalde de Manizales Juan Manuel Llano.  Un proyecto enorme que según el Concejal de la misma ciudad, Víctor Cortez, quien a propósito va por  su tercer periodo en la entidad, asegura que la desorganización y la falta de planeación han sido los principales obstáculos para que a esta iniciativa, aprobada en 2009 por el gobierno nacional y programada para cumplirse a largo y máximo plazo en 2019, hoy, a mayo de 2015, no se le augure un final próximo; tanto así, que su funcionamiento se ha replanteado en seis ocasiones, ha estado a mando de siete gerentes diferentes y se le ha asignado un nuevo plazo, según las autoridades para el año 2026. Siete años más que lo planteado en sus inicios.

 

Cabe anotar que al pasar de los años y las experiencias se han tomado correctivos para tratar de resarcir los daños causados por los desalojos y demoliciones que se presentaron al inicio del proyecto en 2009, sin embargo, hay cicatrices en la sociedad que siguen notándose y que son el resultado de las determinaciones errdas de los dirigenetes. Una de las marcas màs evidentes es el daño causado a las estructuras familiares, las condiciones de las familias, que son en este momento nuestro punto de mayor interés.

 

Para Franco Patiño, igual que en este, como en casi todos los proyectos de intervención de los que tiene conocimiento ha hecho falta un profesional en desarrollo familiar, según la docente, “alguien que les haga comprender que todas las familias son distintas y que no pueden manejarlas a todas de la misma manera” expresó.

 

Argumenta también, que dentro de su conocimiento, el despojo obligado o voluntario de los territorios de la gente, constituye no solo quitarles su casa, sino también despojarlos de su identidad, pues una casa, que no es solo una escritura, sino una vida, concluye.

 

Uno de los errores cometidos por la administración fue la compra de predios deliberada que realizo en 2009 y que terminó despojando a familias de su único patrimonio, no solo económico, sino también social y cultural, pues la mayoría de las familias que habitan los diez barrios que constituyen la comuna dos, habitaban las casas desde su nacimiento y por lo general eran heredadas de padres y abuelos. Independientemente de los errores metodológicos, las preguntas son, dónde están estas familias, què tuvieron que hacer, qué ha pasado con ellas hasta ahora. Muchas, según el sociólogo y académico Fernando Cantor, se encuentran habitando las casas no demolidas de la comuna y muchas otras, la comuna cinco de la ciudad específicamente el barrio San Sebastián.

 

Este cambio de domicilio no trajo solo consecuencias derivadas del reproche y el reclamo de la ciudadanía, sino también dificultades que la administración de la época no tuvo en cuenta, es decir, la sobrepoblación que se presenta en este barrio a causa no solo del macro proyecto, sino de las acciones que se adelantan en cuanto a programas de vivienda gratuita, que se desarrollan en gran parte en esta zona de la ciudad. Los servicios de salud son insuficientes para una comunidad que crece día a día, las instituciones educativas no tiene la suficiente cobertura para albergar a la cantidad de niños que posee el barrio, las condiciones de seguridad se han visto afectadas y finalmente, para quienes vienen de sectores cercanos al centro, trasladados allá,  a causa o no del macro proyecto, se ven en la obligación de sumar a sus gastos mensuales, los costos equivalentes al trasporte público.

 

Así pues, se ven afectada la familia desde la cabeza, hasta pies. Los padres, varones, que según el estudio de índices de calidad de vida “en qué vamos Manizales”, son generalmente ausentes, devengan el sustento diario de trabajo informal, ya sea en la plaza de mercado o en sectores aledaños y algunos otros,  más escasos de fábricas ubicadas en el barrio Maltería.

 

Las madres, que por lo general son cabeza de hogar, también se ven en la obligación de desplazarse hasta el centro de la ciudad, además de verse ante la presión de dejar a sus hijos solos o conseguir quien, a cambio de una remuneración económica, cuide de ellos, pues los apartamentos asignados por el gobierno nacional, en conjunto con el gobierno local, son otorgados a núcleos familiares, es decir, ya no pueden habitar la misma casa familias compuestas por tíos, primos, abuelos y nietos al mismo tiempo, lo que no solo rompe o al menos distancia los lazos familiares, sino que además dificulta este tipo de colaboraciones que en otros espacios y ambientes si se daba de manera más frecuente.

 

Sobre el tema, John Jairo Álvarez, Gerente social de la empresa de renovación urbana, ERUM, asegura que dadas las fallas presentadas al inicio “ahora se busca que los núcleos familiares queden ubicados, de ser elegidos, en el mismo bloque de apartamentos y contiguos, para así disminuir el impacto social sobre estas familias”.

 

Según el último (2012) Índice de Condiciones de Vida (ICV), indicador para medir la pobreza en Colombia, la comuna que presentó condiciones más bajas fue la comuna San José con un 69,5%. Este porcentaje, arrojado al medir la maera como las familias asumen  componentes como localización, condiciones y servicios de la vivienda, tenencia de bienes, demografía y capital humano;

 

Al respecto Cantor afirma que: “hay una ruptura de los modos de vida, que corresponden a la economía del hogar, las personas vivían en hogares en los que tenían huertas, animales y acceso directo al centro de la ciudad, lo que felicitaba la venta informal”, aspectos que reunidos, según el sociólogo, “ayudaban a combatir la precaria economía que se maneja en la comuna”.

 

Sin embargo, se presenta debido a esta condición otra dificultad latente; se trata  de los establecimientos educativos. El barrio san Sebastián tiene dos instituciones educativas, que claramente no tienen la cobertura necesaria para lograr abarcar la población que ha crecido de manera notoria en los últimos años. Situación que lleva a las madres a inscribir a sus hijos en colegios aún más lejanos a su residencia, en instituciones como Fe y alegría, por ejemplo, que si bien queda en la comuna cinco, queda bastante retirada del barrio anteriormente nombrado.

 

“Yo me vine de San josè porque la cosa donde vivia con mi mamà en galàn se incendió, yo acepte y estoy agradecida, pero si se me han dificultado muho las cosas con los niños y con mi empleo.” Afimar Diana Cardona, madre de dos hijos de siete y cuatro años, empleada de un restaurante en el centro de Manizales.

 

Es importante ahora mencionar que los habitantes de los apartamentos construidos, y que se siguen construyendo en el barrio san Sebastián, acoge por igual a todos los damnificados por desastres naturales, por incendios u otras condiciones previamente justificadas y no hacen parte de las residencias planteadas dentro del macro proyecto. Este es un plan de vivienda nacional, al cual puede postularse cualquier ciudadano damnificado.

 

Así pues, en el Plan de Desarrollo 2012-2015 propuesto por la administración actual, se planteó la  meta de reducir en un 35% el déficit de vivienda, equivalente a un déficit total 7,7%, a través de la construcción de casi 3.000 soluciones habitacionales y 1.600 mejoramientos. 2 terceras partes de las nuevas viviendas se proyectan en el Macro proyecto San José; es decir en el barrio la avanzada. Actualmente y hasta el pasado sábado, nueve de mayo, en el sector se construyó un bloque habitacional compuesto por 24 apartamentos, y según los voceros de la ERUM, se espera construir y entregar setecientos más en un mediano plazo.

 

Pero es precisamente de este tipo de datos frívolos de los que este reportaje pretende apartarse, hay otros interrogantes que desea resolver; por ejemplo, cómo han surgido después de esto las familias que no poseen apartamento, dónde están, Quién les acompaña.  Para Johana Forero Henao, presidente del Comité de Voceros de la comuna san José, la familia se ha visto muy afectada, porque se cambio totalmente el estilo de vida, según la estudiante de último año de sociología,  era muy común que las familias por más grandes que fueran vivieran cómodamente, dentro de sus limitaciones.

 

Según Johana y otros detractores que buscan que se replantee el macro proyecto, esta es una iniciativa “sin pies, ni cabeza, pues no se ha pensado en la gente, sino en el beneficio económico y político de los actores allí presentes”, apuntó.

 

Sin embargo, para Claudia Marcela Cardona Mejia, Gerente del Macroproyecto, se hace, desde su llegada al cargo, un acompañamiento integral a las familias. Segùn Crdona, la famila a la cual se le adquiere el predio se le hace un acompañamiento familiar desde que se les notifica la compra del predio. Se hace una ficha socieconomica de los ingresos y el componente familiar, su estructorua y el acompañamoento legal en compra y expropiacion. Se prepara a la familia ya los vecinos para la demolicion. Desde 2014, fecha en que asumiò el liderazgo del proyecto, “se empezó a revisar para donde se estaban llendo propietarios y arrendatrios, se verifica que hicieron con los recursos, se verifica la restitucion de servicio publicos. Como el sisben, el cupo en una instituciòn educativa y la participación. De ser el caso, el grupos de participación cultural y ciudadana”.

 

De manera distinta, considera Forero que se ha manejado el caso, ella argumenta que “según visitas hechas por el comité de voceros, de 10 familias, 2 están bien, las otras  ocho, se vieron obligados a hacer prestamos a pagar arriendo o incluso a hacer invasiones que los dejan en situaciones peores de las que estaban.

 

Hay incluso para este tipo de afirmaciones tan severas, quien pueda refutarla. Para Ofelia Calvo, madre de tres hijos y beneficiaria de uno de los veinticuatro apartamentos entregados en días pasados, este nuevo espacio es lo mejor que le ha pasado, “Yo vivía prácticamente en la miseria, por no decir en una ratonera, un ranchito muy humilde, nadie se imagina que en un tuvo arriba del lavadero me pasaban los excrementos de todo el barrio, yo tenía que oler esas cosas y aguantarme. Para mí fue un regalo de Dios, del gobierno y de todos los que están luchando por nosotros”, comentó.

 

Así continúan las cargas, tiran de un lado y tiran del otro, pero de manera extraña ninguno afloja y el caucho no se rompe. Quizá porque ninguno lado tiene el suficiente poder para jalar demasiado fuerte, o quizá, también, porque no hay un tercero que ejerza presión. Lo cierto es que mientras los políticos discuten, los contradictores persisten y los demás nos hacemos los ciegos, los niños, las madres, los abuelos, las familias, siguen sufriendo, siguen aguantando, siguen haciendo lo que la vida y las circunstancias les han enseñado, sobrevivir.

 

 

¡Viviendo a voluntad de Dios!

Redacción: Laura Tatiana Flórez Aristizabal

 

Las invasiones en Manizales cada día crecen más, y personas de escasos recursos se ven obligadas a poblar en terrenos de alto riesgo y de forma ilegal. En la ciudad existen aproximadamente 87 invasiones, de las cuales 24 se encuentran en alto riesgo.

Artículo 573 “Por medio del cual se modifica el plan de ordenamiento territorial del municipio de Manizales, acuerdo 508 de octubre 12 de 2001 “.Según el articulo nombrado anteriormente se le confiere a la población civil, el uso de recursos y terrenos públicos, solo que con limitaciones, debido a que para obtener un terreno propio , primero se debe presentar ante un notario un escrito en el que se valide el nombre del vendedor, es decir el dueño del terreno y revisar si este está legalizado y propicio para la compra, después de esto concretar las escrituras y finalmente asegurar la compra del terreno ante un acta de legalización.

Pero son muchos terrenos que a pesar que estén desolados, no son aptos para la construcción de vivienda y por ende el Estado no permite su venda; naturalmente este caso se ve violado en gran porcentaje de personas con bajos recursos, debido a que su misma condición los obliga a terminar habitando zonas de alto riesgo.

Bajo Pinos, dado el nombre por sus habitantes, es una invasión que se encuentra en alto riesgo debido a que se encuentra bordeada por la quebrada Manizales y de frente a la carretera que comunica San Marcel con Malteria. Julián Ríos Galeano, joven de 25 años que habitante del sector y trabajador de la

fábrica que se encuentra a un lado, Sicolsa comenta: “La verdad yo vivo acá porque las casas en otras partes son muy caras y no me da el dinero para pagar arriendo, además yo trabajo allí en Sicolsa y me queda muy cerca, entonces me ahorro los pasajes y tengo todo a la mano”. Lo que no ve Julián, es que a pesar de que su vivienda sea confortable para él, está en un terreno en el cual se corre grandes peligros, debido a que primero que todo, la quebrada esta de un lado y cuando crece tiene posibilidades de que ocurra una avalancha, y como segunda medida, las casas se encuentran al borde de carretera, así que si ocurre un accidente se verían afectados directamente.

Luz Helena Galeano Sierra, es la madre de Ríos Galeano, y a diferencia a su hijo, ella piensa que la casa está muy inestable y que viven a dispensas de la voluntad de Dios , pues ella a vivido cosas peligrosas, como una vez que salió de su casa y se dirigía hacia una panadería en la Enea y una moto se cruzó con una buseta y la moto se fue hacia la puerta de su casa y precisamente ella estaba saliendo, entonces la moto la arrollo y la tiro contra la puerta, según ella si no fuera por la divinidad de Dios, la moto la hubiese matado.

Muchos de los que habitan en este sector, son personas que no tienen muchos recursos y en su mayoría son obreros que trabajan en las fabricas aledañas, y el modo de compra para cada terreno es muy simple, puesto que entre ellos mismos se reparten los terrenos y existe una persona encargada de distribuir los metros y correspondiente a esto lo compran, pero esta actividad es ilegal.

José Fernando Olarte Osorio, secretario de planeación de Manizales indica: “Nosotros estamos luchando para concientizar a estas familias que esos lugares en riesgo no son, de hecho existen muchos programas para participar por una casa, solo que estas personas saben que si se van supongamos para San Sebastián, ellos tendrían que pagar por los servicios prestados así sea una baja cantidad y ya no obtendrían todo gratis “.Pero según los habitantes de este lugar, ellos han ido a presentarse en la alcaldía solicitando una casa a través del plan de vivienda de interés social y solo han perdido el tiempo, puesto que nunca solicitan con urgencias, debido a que en esta época del año, Colombia se encuentra en la temporada del fenómeno del niño, así que la lluvia ha incrementado, por ende la quebrada tiende a crecer y a provocar arroyos y avalanchas.

Juan Carlos Pérez Vásquez, personero de Manizales señalo:” Este año, el gobierno destino 68.656.784 para el desarrollo de habitan en la línea de estratégica , de esta se aporta un gran porcentaje para la implementación de planes de ayuda para las personas afectadas por catástrofes naturales o en caso de pobreza extrema, muchas de estas salen beneficiadas con un apoyo del 100 por ciento, pero generalmente se evalúa la situación y se ayuda con un porcentaje para que adquieran con mayor facilidad su vivienda”.

Cabe resaltar que para que se le dé subsidio de vivienda, la casa debe estar legalizada y si no lo está y se encuentra en un predio privado o del municipio entra en un proceso de desalojo por medio de la Secretaria del Medio Ambiente y Restitución de Laderas; de igual forma si la morada lleva más de siete años en el terreno se le agiliza el procedimiento de legalización de terreno.

La Alcaldía de Manizales está tratando de encontrar la forma de evitar que las invasiones sigan creciendo y que hallan más familias en terrenos riesgosos, pero la falta de recursos no deja trabajar de la forma correcta el procedimiento a seguir y en muchas ocasiones deben legalizar las invasiones y convertirlas en barrios, como es el caso del Solferino, La Banzada, El Nevado, entre otras.

Cerdos que contaminan

La Camelia es una finca ubicada en la vereda Tareas, al noroccidente de Caldas en el municipio de Neira. Es propiedad de la familia Vásquez. Una tierra productiva de ciento sesenta cuadras, es decir, un millón veinticuatro mil metros cuadrados, donde se produce aguacate, guayaba y además de ganado, como si fuera poco, tiene una porqueriza que alberga dos mil cuarenta cerdos de engorde.

La finca, es herencia de Arturo Vásquez, quien al morir en el año 2013, dejó las tierras a sus dos hijos para que fueran administradas. Martha Vásquez, es la dueña de los cultivos de aguacate y el ganado, y Alberto Vásquez, es el dueño de la marranera y los cultivos de guayaba.

Hace alrededor de catorce años, Alberto rentaba la porqueriza a Alimentos Cárnicos S.A.S, una empresa perteneciente al Grupo Empresarial Nutresa, que a su vez está conformada por siete empresas de alimentos colombianas: Rica Rondo, Suizo, Frigorífico Continental, Frigorífico del sur, Tecniagro, Proveg y Productos Mil delicias. Ellos ponía los cerdos y el alimento y Vásquez administraba.

Sin embargo, a inicios de este año el arrendatario de La Camelia cambió. Ahora, la empresa Solla es la nueva arrendataria.

Proceso de producción

En la finca La Camelia, hay dos mil cuarenta cerdos que son encebados de forma cíclica. Diecisiete módulos de cuatro compartimientos con treinta animales en cada uno, para un total de ciento veinte cerdos por modulo.
Semanalmente ciento veinte porcinos de setenta días (diez semanas) son descargados en la porqueriza para engorde. Así, ciento veinte encebados de ciento cincuenta y cuatro días (doce semanas más) salen para ser sacrificados.

La vida del cerdo es entonces de veintidós semanas, diez con las que entra a la porqueriza para ser encebados y doce más con las que sale.

El ciclo de producción se denomina flujo continuo y se refiere a la salida de ciento veinte cerdos que ya finalizaron el proceso de engorde y a la entrada de ciento veinte que lo van a iniciar.
La porqueriza no cría cerdos, solo los enceba. Actualmente el método utilizado para evitar la reproducción de los cerdos en las granjas de engorde no es la castración, si no la vacuna.
Es por eso que los machos son vacunados a las dos semanas de entrar en la granja y a las cuatro semanas antes de salir con Innosure, una vacuna segura y eficaz para el control del olor sexual del cerdo macho, que además evita sabores desagradables en la carne. Es una alternativa a la castración física al reducir el olor a verraco producido por el principal compuesto del olor sexual, androstenona, en machos enteros tras el comienzo de la pubertad. El escatol, otro factor importante del olor sexual, también puede reducirse pero de forma indirecta.
Es entonces cuando se plantea una pregunta consecuente: ¿de dónde proceden las crías de engorde?
Pues bien, los cerdos vienen de Santa Rosa de Osos, un municipio de Colombia, localizado en la subregión norte del departamento de Antioquia. De allí, dos granjas de cría; Vetania y Balcones, transportan semanalmente las crías hasta la Vereda Tareas, para surtir de cerdos la porqueriza de La Camelia.
-Alimentación
Los cerdos son alimentados tres veces al día con diferentes concentrados según su edad. Los pequeños que están entre las semanas diez y quince, son levantados con Chanchito Recibo y los mayores, de la semana quince a la veintidós consumen Finalizador Magno 80. Ambos son concentrados medicados suministrados por Solla.
Semanalmente entran a La Camelia, de quinientos a setecientos cincuenta bultos de concentrado para los dos mil cuarenta cerdos.
Desinfección y limpieza
Luego de la salida de los ciento veinte cerdos encebados, se hace una especie de aseo general, se desinfectan pisos paredes y comederos. Antes que nada se recoge el estiércol pesado con ayuda del chorro de agua que sale de una manguera a propulsión.
El agua corre a través de los tubos de cuatro pulgadas dispuestos en cada módulo, esta a su vez, llega a un estanque estercolero adecuado dentro del predio de la granja, que la filtra con tres motobombas para que pueda ser utilizada como “riego fertilizante” para los potreros.
Luego de limpiar el estiércol, pasan a hacer uso del Duvesan un jabón líquido que se aplica sobre pisos y paredes para remover toda la grasa pegada. Se enjuaga, y el agua, es tratada igual que en el anterior proceso.
Posteriormente, la masilla o cal, es utilizada para blanquear las porquerizas. Esta, se deja actuar por un momento y luego se lava para que el agua corra por los tubos.
Por ultimo está el Ucasan, el desinfectante que cierra el proceso de limpieza a través de la fumigación.
Contaminación
Aparentemente, La Camelia es una de las sedes de producción de una empresa consciente de su responsabilidad ambiental. Sin embargo, la comunidad de la vereda, no opina lo mismo.
Según la mayoría de los campesinos del sector, desde que la porqueriza está en funcionamiento ha contaminado las aguas del río Tareas. Eso quiere decir, que hace alrededor de catorce años, cuando Alimentos Cárnicos S. A. S. era dueño de la producción de la marranera, se están vertiendo aguas contaminadas con químicos al río Tareas.
Luis Fernando Castaño Giraldo, habitante de la Vereda Tareas, reflexiona por un momento y dice: “Esto es lo que le vamos a heredar a nuestros hijos y si nosotros en este momento no cuidamos el medio ambiente, ¿Qué le vamos a dejar a nuestros hijos? Eso es lo que hay que pensar. Uno ya está de salida, pero los que quedan son los que van a pagar nuestras consecuencias”.
Es lógico pensar que estas aguas no bajan al río directamente, sino que de alguna manera tienen que recorrer la montaña causando perjuicios ambientales a su paso.
En el mes de abril, el vertimiento de desechos orgánicos y químicos derivados de la limpieza de la porqueriza, se ha hecho en tres ocasiones, la primera fue el día 6 de abril, la segunda diez días después, es decir el 16 y la última el día 30 abril. En el río se desarrollan actividades mineras relacionadas con la extracción de gravilla y arena, son 16 familias las que dependen económicamente de la extracción de estos minerales y debido a la contaminación de las aguas, han presentado manchas en su piel, brotes y salpullido, este es sólo uno de los problemas que allí se presentan.
“La ribera del río era un santuario donde habitaban numerosas especies animales, allí se encontraban iguanas, ranas, chamones, peces, ya es muy difícil ver estos animales por acá”, así lo manifiesta Sebastián Mejía, habitante de la vereda y extractor minero. Este es otro problema que se suma al anteriormente mencionado.
El día domingo 26 de octubre del 2014 mientras los campesinos estaban descansando, una turbia de agua negra y con químicos nocivos para la vida, bajó desenfrenadamente por canales de vertimiento desde la marranera y desembocaron en la Quebrada Muelas arrasando con frenesí la vida que había no solo en riachuelo, sino también en el Río Tareas donde el afluente desemboca más adelante. El resultado fue cientos de peces muertos y la contaminación de miles de litros de agua.
El administrador de La Camelia habla de una sola ocasión en la que accidentalmente, por el daño de un tubo conductor del estanque a los potreros, las aguas fueron a dar al río.
La crisis del río que no da más. Pero la que no da menos es su paciencia para tolerar la reiterativa imagen de la contaminación, que baja por el caudal, blanca y espumosa y con cadáveres atrapados en su andar.
LA QUEJA
Corpocaldas es un ente corporativo de carácter público, creado por la Ley, integrado por las entidades territoriales que por sus características constituyen geográficamente un mismo ecosistema o conforman una unidad geopolítica, biogeográfica o hidrogeográfica, dotada de autonomía administrativa y financiera, patrimonio propio y personería jurídica, encargada por la ley de administrar dentro del área de su jurisdicción, el medio ambiente y los recursos naturales renovables y propender por su desarrollo sostenible de conformidad con las disposiciones legales y las políticas del Ministerio del Medio ambiente.
Esta entidad se encarga de hacer visitas de manera frecuente a la porqueriza para verificar que todo esté en orden y no se estén cometiendo irregularidades. Se analizan aspectos como vertimientos de aguas, es decir, supervisan que las aguas contaminadas no terminen en el afluente, el uso de la indumentaria y de la maquinaria adecuada, bioseguridad y sanidad de los cerdos, entre otros. De esta manera se aprueba la concesión de la licencia.
Líderes de la vereda han hecho sentir su inconformidad por lo que está sucediendo allí, dos derechos de petición que se han entregado en las oficinas de Corpocoaldas, no han sido suficientes para que se tomen cartas en el asunto “Corpocaldas ha venido varias veces, están enterado del tema, ellos van hablan con el dueño de las porquerizas, no pasa nada, es decir : ¿si Corpocaldas no hace algo a dónde debemos ir?” sentencia Alberto Mejía Botero habitante de la vereda.
Anualmente, el ICA, Instituto Colombiano Agropecuario, estudia las certificaciones de Corpocaldas y aprueba el funcionamiento de la granja por un período de doce meses.
A finales del año 2014, los líderes de la comunidad mandaron un derecho de petición a Corpocaldas, teniendo como asunto, una queja en la que presentaban el problema del vertimiento de aguas contaminadas en el río. Hasta el momento no han encontrado respuesta por parte de la institución.
En una visita realizada a Corpocladas donde se dialogó con la jefe de comunicaciones de la corporación, Marcela Muñoz y algunos funcionarios, se dio a conocer la problemática de la vereda, ellos manifestaron desconocer la situación. Sin embargo, se entregaron pruebas que corroboraban el daño ambiental, además de la denuncia de los habitantes de la zona afectada. Estas pruebas se hicieron llegar al director de la entidad quien las evaluó y determinó que se debe realizar una visita por parte de un inspector al área afectada para evaluar la situación.
Dicha visita, según la jefe de comunicaciones, pretende hacerse entre el quince y el veintidós de mayo del presente año. Luego de esta se oficializará el concepto que Corpocaldas encontró en la vereda, para iniciar un proceso de reparación ambiental en el lugar, además de esto lograr llegar a un concilio entre los campesinos que habitan la vereda, la empresa solla y como ente regulador Corpocaldas.